dijous, 8 d’octubre de 2009



















De entre todas las cosas que me pueden hacer feliz ahora, no se que elegir.

Ayer no esperaba muchas de las cosas que pasaron. La verdad, no fue el mejor cumpleaños de mi vida, fue un dia cualquiera, aunque con muchos abrazos y besos.

Pero hoy, a pesar de que he echo 9 horas de clase, ha empezado a subir la felicidad a partir de las seis de la tarde. Puedo tocar casi las nubes con la punta de los dedos, pero este fin de semana me las voy a comer.


1 comentari: